La obra cuenta en código de radioteatro la vida de la actriz Fanny Navarro. Revista Dínamo entrevistó a María Merlino, una de las autoras del espectáculo y protagonista del mismo

Por Gabriela Koolen

MARIA MERLINO - FOTOS PRENSA - hernan reig

Qué me has hecho, vida mía –la obra teatral musical escrita por Marcelo Pitrola, María Merlino y Diego Lerman– narra la historia de la estrella peronista Fanny Navarro. Este personaje, que tuvo una vida llena de contrastes, es interpretado por María Merlino con una profundidad que conmueve. La puesta en escena bajo la dirección de Lerman -que incluye canciones de época- logra un tono personal e íntimo absolutamente atrapante, sin perder de vista el clima de una época.

Además, la obra juega con el género radioteatro, un clásico en extinción del que muchos seguramente escuchamos hablar, pero no todos pudimos experimentar –y vale la pena la experiencia, especialmente porque el diseño del sonido, a cargo de Joaquín Segade, y su puesta en vivo es una de las grandes “perlitas” de la pieza. Revista Dínamo entrevistó a la protagonista e ideóloga de Qué me has hecho, vida mía, María Merlino.

Revista Dínamo: ¿Qué te motivó a querer contar la historia de este personaje?
María Merlino: En unas vacaciones leí en un diario una nota que hablaba de Fanny Navarro. Ahí contaba la historia de Juan Duarte y su relación con Fanny y Elina Colomer, ese triángulo amoroso. Fanny ya era una actriz conocida y querida por todo el mundo, pero cuando empezó a tener una relación con Juan Duarte su carrera se desarrolló mucho más: conoció a Eva, presidió el Ateneo Cultural, y tuvo una función pública. Después, cuando murió Eva, Perón como que “le soltó la mano” a Juan Duarte, y lo desvincularon. Él después se suicidó -o lo asesinaron, no se sabe bien- y ella cayó totalmente en la desgracia, aislada por todo el mundo, no sólo por los antiperonistas, sino por los mismos peronistas. Yo leí todo eso brevemente en esa nota, y me pareció una vida muy interesante, y me dieron ganas de seguir investigando. Se lo dije a Diego Lerman, le gustó la idea, convocamos a Marcelo Pitrola, y empezamos a investigar sobre la vida de Fanny, el peronismo, y los efectos del radioteatro. Investigamos sobre esas tres líneas durante un año y medio más o menos, y fuimos escribiendo la obra.

RD: ¿Cómo fue el proceso de escritura de una obra sobre un personaje real?
MM: Hay cosas que son reales en la obra, y otras que son inventadas a partir de algo que sí pasó. Es una obra de teatro, entonces hay muchas cosas que tienen que ver con la vida de ella, que por ahí no están exactamente igual. También hay muchas cosas que quedaron afuera, porque hubo que elegir.

RD: ¿Cómo fue tu experiencia como actriz a la hora de componer este personaje?
MM: En un principio, partía de la base de que yo no era nada parecida físicamente a Fanny Navarro, por lo que no me interesaba la imitación. Además, no la conocía más que por ver videos en Youtube y películas de ella. Trabajé con todo eso para el personaje como una inspiración. Después, con el vestuario, la peluca y el maquillaje, ahora hasta me veo parecida. Eso fue muy loco. Incluso gente que la conoció me dice que por momentos soy igual.

RD: ¿Te gusta Fanny como actriz?
MM: Sí, me da pena, porque terminó muy mal. Era una actriz muy intensa, que le gustaba muchísimo ser actriz, y que eso era su vocación real. Pudo haber elegido casarse y quedarse en Mendoza con un estanciero, pero se aburrió y se volvió, quiso seguir acá, con su carrera. No tuvo mucha suerte en el amor, fue una actriz muy pasional.

MARIA MERLINO - CREDITOS de HERNAN REIG

RD: ¿Por qué eligieron usar el código de radioteatro para contar esta historia?
MM: Es algo que yo siempre quise laburar. Me había quedado pendiente, y nos metimos a investigar sobre eso, que es un mundo fascinante.

RD: ¿Cómo fue el armado del radioteatro y encontrar los sonidos?
MM: La obra se iba armando de a escenas, a la par de los sonidos, y a veces los sonidos que íbamos teniendo modificaban las escenas, el hecho de que lloviera o no, por ejemplo. Conseguimos unos casettes donde estaban los sonidos que hacía Ernesto Catalán, y también había cosas que había que ver cómo se encontraban. Entonces, Diego le pedía a Joaquín Segade: “Para la próxima traé ocho sonidos nuevos”; y él inventaba, o traía cositas que podían sonar, más allá de lo que se podía ver en los videos de Catalán. Hay un video de Catalán donde le preguntan cuál es el sonido que todavía no logró, y él dice que el tren. Y Joaquín hace un tren impresionante, con dos lijas, que se le ocurrió a él.

RD: ¿Cómo surgió el tema de la música y el hecho de cantar en la obra?
MM: Fanny cantaba en varias películas y en el teatro también, así que bueno, se dio. Yo ya había cantado en Nada del amor me produce envidia. La selección de los temas también es otra parte súper importante, que a mí me encanta. Me da mucho placer elegir qué tema es conveniente, y cuándo. Si escucho la canción y se me cae la lágrima, o se me pone la piel de gallina, la elijo. Así voy buscando, y así es como encontré “Desdén” y “Por qué”, por ejemplo. También redescubrí a Mercedes Simone, que me parece impresionante.

RD: ¿Cómo te sentís con el resultado de todo el proceso en las funciones?
MM: Estar involucrado en todo está buenísimo, aunque también es agotador, pero es así como me gusta trabajar. Al personaje de Fanny me encanta hacerlo, lo disfruto muchísimo. Como actriz, tiene de todo. En los 70 minutos que dura la obra hay un montón de cosas para hacer. Es una panzada para una actriz, desde bailar hasta cantar, y poder pasar también por mucho humor. Esto es lo que yo quería, y es parte también de un enorme trabajo de equipo. Además, me siento súper acompañada por el sonido, no podría hacerla sin el sostén de lo sonoro, y de Joaquín. Estamos como sincronizados.

RD: ¿Estás preparando algún otro proyecto a futuro?
MM: Sí, además de la seguir con la obra, estamos con el guitarrista Rafael Varela (a cargo de la música y arreglos de Qué me has hecho, vida mía), haciendo un proyecto sólo musical. Es un espectáculo musical, como un homenaje a las cancionistas de los años 30’, donde canto, con otros dos guitarristas y un guitarrón. Estaremos el 19 de mayo en La Carpintería, y la idea es seguir con eso también.

MARIA MERLINO - FOTOS PRENSA - hernan reig

Funciones
Viernes y sábados a las 20hs- Teatro La Carpintería, Jean Jaures 858
Entradas: $70 y $40 con descuento
Reservas y venta anticipada: Alternativa Teatral y en el teatro a partir de las 19 horas.

¿Cómo llegar?

Fotos 1 y 2 de Hernán Reig

Notas relacionadas
Danzon Park: el héroe que se mata a sí mismo
La Colección: infidelidad como denominador común
Arístides Vargas, el dramaturgo del exilio
El Partener, la búsqueda del amor paterno