El intercambio entre las artes ha desafiado la estabilidad de los límites conocidos. Los cruces escénicos en el teatro invitan al espectador a desarrollar nuevas formas de percepción. En esta ocasión, una comedia muy divertida: “Las Llaves”

Por Manuel Leiva
@manuleivam

las llaves

La historia se remonta al cine. Lucas Santa Ana escribe y dirige el cortometraje Las Llaves. Con gran repercusión internacional (premiaciones incluidas) decide transformar este proyecto inicial y retoma, luego de diez años, la dirección teatral.

La obra comienza con el acercamiento entre Matías y Lucho. Están excitados. Finalmente, van a concretar su ansiado y postergado encuentro. Sin embargo, no todo resulta como lo planearon. El llavero de Matías tiene muchas pero muchas llaves. Unas en particular llaman la atención de Lucho. Son de Pedro, el ex.

Pareciera que el pasado no está tan lejos como pensaban: el living repleto de fotografías (a modo de pareja feliz) introduce en escena el fantasma de la tercera persona. Lucho, un novato asistente de dirección, se bloquea automáticamente.

¿Cómo se sale de este enredo? Matías no puede despojarse de su pasado y hace un último intento: el llamado telefónico. Pedro, del otro lado, no es ninguna solución. Actor en ascenso y muy melodramático, está en medio de una reunión con Sofía, reconocida directora de teatro alternativo, que casualmente es amiga de Lucho.

La historia propone un juego de enredos temporales muy divertidos y dinámicos. La simultaneidad de las dos escenas presentadas es interrumpida para recordar los tiempos de la vida en pareja de Matías y Pedro. Avances y retrocesos en la cotidianidad de una relación complicada, como todas. A veces, muy felices. En otros momentos, desencontrados. Cabe destacar, la importancia del trabajo actoral que, en este caso, suma una cuota de risas contagiosas en el público.

Por un lado, esta estructura es reforzada por la puesta escenotécnica. A través del diseño lumínico, se crean cuatro espacios bien diferenciados, es decir, los lugares en los que se desarrollan las acciones. Además, un acertado trabajo en la dirección de arte (Juan Herrera Prado).

Por el otro, es clave la introducción del video. No solo apela a un recurso bien conocido por el director, el lenguaje cinematográfico, sino también aporta agilidad en la dramaturgia. En adición, una prolija selección musical colabora en una ambientación cálida del espectáculo.

Las Llaves es una comedia que pone en juego los deseos y, por qué no, las frustraciones de sus personajes. Algunos para consagrarse en su vida profesional, otros para salir adelante en lo personal.

A modo de reflexión, sería interesante repensar críticamente los estereotipos a la hora de abordar las sexualidades en las obras de teatro. En particular, el trabajo en la comedia. Hacer reír es una de las tareas más difíciles si evitamos caer en lugares comunes. De todas maneras, para fortuna de todos, la Diversidad en escena sigue en construcción y eso es lo que importa.

las llavess

Las Llaves
Dirección: Lucas Santa Ana
Actores: Francisco Ortiz, Sebastián Suñé, María Urtubey y Julián Bonardi.

Espacio Cultural Acevedo
Acevedo 460, Ciudad de Buenos Aires
Funciones: domingos 19 horas
Entrada: $60
Reservas: lasllavesteatro@gmail.com o el sitio de Alternativa Teatral
Sitio de internet: www.espacioculturalurbano.com


View Larger Map

Ver cómo llegar

Notas relacionadas
“Ver cine es por definición una experiencia emocional”

Cineastas: vida real vs. vida ficticia