* * * El cine es otra cosa * * *

mamba 2

«Una razón por la cual el cine personal es más elocuente que el comercial es que el cineasta se ve obligado a una interacción más cercana con la tecnología» – Gene Youngblood

Durante los viernes de septiembre, en el auditorio del Moderno, podremos disfrutar de algo que algunos llaman cine expandido. Como esta noción es muy amplia, y en realidad no lo dene específicamente, otros le dicen cine en vivo (live cinema), también se habla de performance cinematográfica, de sesiones multiproyección, de conciertos audiovisuales.

Durante estas cuatro fechas el proyector atraviesa el muro que lo mantiene oculto y alejado del público en el diseño clásico de la salas comerciales y pasa al frente de la escena. La máquina está en la sala, es protagonista de la experiencia así como su operador.

El cine se vuelca a las artes escénicas de la manera más auténtica: el performer está haciendo cine, las imágenes que vemos son construidas en el presente de la ejecución de los proyectores. El articio que esconde la típica sala de cine –el trabajo del proyectorista- se vuelve danza frente a la audiencia.

Eso le permite al espectador desplazar la mirada de la pantalla hacia el artista para apreciar el gesto de su trabajo, comprender su técnica e incluirla en el disfrute de la experiencia poética.

Algunos de estos artistas aseguran que tocan: tocan proyectores de 16mm y de Super 8 como quien toca una guitarra o un piano. Y efectivamente manipulan algo que se puede tocar con las manos por su carácter físico: el lm, la tira de película perforada que –en
algunos casos- porta la secuencia de fotogramas. Es por eso que su propuesta no cae en el facilismo de la nostalgia: el cine -el analógico, fotoquímico, materiales único y está más vivo que nunca.

MUSEO DE ARTE MODERNO DE BUENOS AIRES
AV. San Juan 350, Ciudad de Buenos Aires
Entrada general $20

www.facebook.com/museodeartemodernodebuenosaires